CAS2k14

Mi visión personal de la Conferencia Agile Spain 2014 

Sergio Fernández (@artabricus)

“¿Qué?¿Nos pasamos al lado guay?

Madagascar (2005)

 

En esta entrada del Blog quiero contaros cual ha sido mi retrospectiva personal sobre lo que ha sido la CAS (Conferencia Agile Spain) 2014. Este ha sido el primer año que asisto a la CAS, y debo confesar que no había asistido a conferencias anteriores porque tenía cierta sensación de que este evento tenía un ámbito muy reducido, centralizado quizá en participantes de los grupos de Agile, algunas pocas empresas y mucha gente joven con más cosas que aprender que aportar.

Este año me he animado a ir por varios motivos, de los cuales, el fundamental ha sido la insistencia por parte de uno de los Scrum Masters de QO y también porque este año la conferencia estaba más orientada al management, lo cual me interesaba especialmente.

 

La verdad es que mi primera impresión en el CAS no fue del todo positiva, algunas caras conocidas del agilismo en España y mucha gente joven, desarrolladores y SMs en su mayoría, ávidos de compartir algunas experiencias y, sobre todo, de que les resuelvan los problemas de la introducción (o de la falta) de Scrum en su empresa. Pocos representantes de negocio y de responsabilidad en grandes organizaciones.

Mi percepción del CAS mejoró mucho con las primeras ponencias a las que tuve el placer de asistir. Jurgen Appelo abrió el fuego con una inspiradora charla sobre management en el sentido amplio del término, poniendo en foco en las personas (y en sus fantásticos mapas personales) y en que todos los miembros de la organización son managers, en el sentido de que todos tienen cosas que gestionar. Puso también encima de la mesa un punto que ha sido recursivo durante los dos días de conferencias y que consiste en la necesidad (gran, gran importancia) de medir, pero empezando por medirnos a nosotros mismos (interesante concepto).

“The key is putting people mentaly together”

También abordó algún tema con menos nivel de consenso como la no necesidad de que los equipos agile-multidisciplinares estén juntos físicamente o las áreas de aprendizaje, pero en todo caso, fueron visiones muy interesantes. Después comencé un recorrido por distintas conferencias como la (muy estoica) de Diego Cenzano y su experiencia muy personal como CEO moviendo a su empresa de servicios al mundo del agilismo, no solo en la parte IT sino en el total de la organización. Fue magnífica la "problemática" de la rana de Paolo Perrota, recordando que no podemos adivinar el futuro (es increíble que a veces necesitan recordarnos lo obvio) y las razones del porque no podemos aplicar el "Scientific Management" en nuestros proyectos IT. También me pasé por las charlas de Vanesa Tejada e Israel Alcazar y sus “Unicornios” que trataron temas algo más introductorios al mundo Scrum y de sus perfiles.

“Cuando lo que haces no es exclusivo el como lo haces se vuelve lo importante”

Me parece digno de mención especial la keynote de Ricardo Triana,presidente del PMI, que cerró la primera jornada intentando salir vivo ante un público algo (muy) hostil del mensaje que intentaba transmitir (¿vender?), opuesto radicalmente al expuesto por Appelo esa misma mañana. Aunque no coincido en muchas cosas me quedo con un mensaje: es importante que intentamos entender los negocios, el agilismo no es útil en si mismo si no da respuestas a una organización, a una organización que intenta sobrevivir en un mundo cambiante, competitivo y que necesita obtener beneficios. Terminó su exposición con una ilustrativa fábula sobre las 99 monedas de oro.... pero esa es otra historia y será contada en otra ocasión.

 

Bjarne

Bjarte Bogsnes arrancó el segundo día con su perspectiva de la aplicación de soluciones Agile a las finanzas y presupuestos de las empresas. Lo mejor su metáfora de semáforos y rotondas, me la quedo para explicar de manera más fácil posible la diferencia entre sistemas predictivos y adaptativos, información batch vs. información fresca, sobre quien toma la decisión y que métodos son más difíciles y arriesgados. Simplemente magnífico.

“Tengo una mala noticia. Agile no es para todos”

Pasé la última jornada escuchando diversos casos de éxito como el de vueling y su implantación de Scrum en el desarrollo móvil, o consideraciones sobre la incorporación de Scrum en grandes organizaciones por Xavier Albaladejo. Temas relacionados con los sponsors del agilismo, la identificación de las personas en la organización candidatas a utilizar Agile, la búsqueda de motivos para introducir este duro cambio de cultura en las organizaciones. No me gustaría terminar sin mencionar la charla de Juan Gabardini que ofreció una fresca y muy divertida presentación sobre la visión de los equipos de test dentro de los equipos ágiles. ¡Genial!

 

Mi conclusión sobre mi visión del CAS de este año es que resulta un evento muy recomendable para todos aquellos interesados en el "movimiento" ágil, los organizadores han hecho un magnífico esfuerzo en atraer a grandes ponentes que nos han ofrecido una visión muy interesante del agilismo. Los ponentes mas "locales" nos han proporcionado su visión mas personal y mas cercana, demostrando que el agilismo está muy vivo en España y que crece a un ritmo muy rápido en las organizaciones. Me queda como pequeño "pero", el que los organizadores intenten mejorar su capacidad de convocatoria, intentando llegar a ámbitos diferentes y posiblemente a potenciales promotores del cambio en las organizaciones. Como se decía en una de las conferencias, necesitamos gente con "C" (CIOs, CEOs, CTOs...) en las organizaciones que empujen el cambio a un método de trabajar que ofrece mejor rendimiento a las organizaciones y a los equipos mayor satisfacción, motivación y reconocimiento.

 

Espero con ilusión el CAS2K15, al que parece que se ha ofrecido en Madrid como sede.... ojalá!

 

 

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
  • No se han encontrado comentarios